Parece mentira, que hayamos podido llegar a inventar cosas tan impresionantes como la que aparece en el siguiente video: